Con qué acompañar cada queso

|Categoría

Para disfrutar del queso es recomendable, además de degustarlos a una temperatura adecuada que oscile entre los 20ºC y los 22ºC, saber acompañarlos de los productos sólidos o líquidos más adecuados según las características de elaboración y composición de cada uno.

De esta forma, las frutas frescas y jugosas (uvas, manzanas o peras), acompañan muy bien al queso, pues dejan la boca limpia y complementan su sabor, además de realzar su colorido.

Las frutas desecadas (como el albaricoque o el melocotón), así como los frutos secos (avellanas, almendras o pistachos), también maridan a la perfección.

En cuanto a vinos, el queso semicurado armoniza bien con un tinto joven o con poca madera o un fino amontillado. Para el caso del queso curado, se recomienda especialmente un amontillado o un oloroso, especialmente a medida que el queso está más evolucionado.